¿Cuál presidente ha trabajado más horas entre Balaguer, Abinader y Medina?

131

El acelerado ritmo de trabajo que lleva a cabo el presidente Luis Abinader empieza a ser tema de conversación recurrente entre sus funcionarios, sectores sociales y políticos, aunque sus más cercanos colaboradores comentan que ha sido así desde la campaña.

«¿Estás?» es el usual saludo que por whatsapp da el mandatario a sus colaboradores cuando lo aborda en horas fuera de lo cotidiano, que puede ser pasada la medianoche o antes de las seis de la mañana.

«Realmente con el Presidente hay que estar listo para cualquier hora», comenta a EL DÍA un cercano colaborador del mandatario que viene trabajando con él desde antes de la campaña pasada.

El propio presidente Abinader señaló hace unas semanas en una entrevista concedida a la periodista Alicia Ortega que suele llevar a su oficina en el Palacio Nacional a las 10 de la mañana y que se queda trabajando hasta pasada la medianoche.

Pero con frecuencia llega antes. El miércoles pasado, por ejemplo, tenía un desayuno de trabajo con directores de periódicos y algunos líderes de opinión a las nueve de la mañana, pero ya había tenido una reunión antes con algunos de sus funcionarios.

Uno de sus colaboradores afirma que lo usual es que el Mandatario llegue a la una de la mañana trabajando y que cuando llega a su casa, con frecuencia sigue atendiendo algunas cosas oficiales.

Las jornadas de Danilo

Su antecesor Danilo Medina también agotaba largas horas de trabajo, pero solía cerrar su jornada entre 9:00 y 10:00 de la noche y la empezaba también entre 9:00 y 10:00 de la mañana.

Algunos han comparado las jornadas de trabajo de Abinader con la del extinto Joaquín Balaguer, pero lo cierto es que el actual mandatario como el expresidente Medina dedicaban más horas de trabajo en el Palacio Nacional o en actividades oficiales que Balaguer.

Horario inusual de Balaguer

El inusual horario de trabajo que tenía Balaguer es lo que deja la sensación de que trabajaba más, pero lo cierto es que dedicaba unas ocho horas a sus quehaceres en el Palacio Nacional.

Balaguer, quien gobernó el país durante 22 años (1966-1978 y 1986-1996) solía llegar al Palacio Nacional alrededor de las 11:30 de la mañana y se retiraba a su casa entre 3:00 y 4:00 de la tarde. Retornaba a eso de las 8:00 de la noche y permanecía hasta la medianoche. Eso totaliza unas ocho horas de oficina, aunque hay que reconocer que muchos asuntos de Estado eran despachados en su casa de la Avenida Máximo Gómez.

Las agendas externas

El caudillo de Navarrete también tenía la costumbre de inaugurar dos días a la semana, martes y jueves, mientras que Danilo Medina inauguraba según la necesidad, llegando a imponer inauguraciones de planteles escolar todos los días en horas de la tarde, además de las visitas sorpresa cada domingo durante su mandato con solo recesos por motivo de Navidad, Año Nuevo y Semana Santa (aunque en sus últimos meses detuvo ese programa por la pandemia).

El ritmo de trabajo de Abinader en cuanto a su agenda externa y actividades en el Palacio Nacional también es intensa.

Lo usual es que tiene más de tres actividades diarias y días como este viernes su agenda cuenta con seis actividades públicas.

Eso sin contar las reuniones con equipos de trabajos, grupos sociales, visitas oficiales y gestiones propias de su condición de Jefe de la Administración Pública.

(El Día)